El trabajo, la casa, los niños, los compromisos… Con el estrés de la vida diaria es casi imposible sacar tiempo para uno mismo, ¿verdad? Por esta razón, el verano suele ser una época perfecta en la que mucha gente aprovecha para mimarse y, por qué no, hacerse ese tratamiento estético para el que no tiene tiempo el resto del año.

Uno de los tratamientos más demandados en estas fechas es el peeling PRX-T33. La principal ventaja de estepeeling médico reside en su fórmula no fotosensible, lo que significa que, a diferencia de otros peelings, puede realizarse en cualquier época del año, incluido el verano, ya que no es incompatible con la exposición solar.

Es un tratamiento de lo más versátil, ya que resulta apto para todo tipo de pieles, se aplica tanto en la cara como en el cuerpo, y puede tratar distintas afecciones: Manchas, marcas de acné, cicatrices o flacidez, entre otras. Además tiene un asombroso efecto rejuvenecedor gracias a su acción regeneradora y revitalizante de la dermis, sobre la que actúa directamente, sin que la epidermis sufra lo más mínimo.

Otro de los puntos clave del peeling PRX-T33 es que puede aplicarse de forma aislada, como único tratamiento, o de forma preliminar para aumentar los efectos de otros tratamientos y conseguir así unos mejores resultados.

¿CÓMO FUNCIONA?

El proceso es rápido, sencillo y sin agujas, por lo que resulta totalmente indoloro y compatible con tus planes para ese día, por lo que no tendrás que posponer tu tarde de playa o piscina.

Si deseas que la Doctora Eva estudie tu caso de forma personalizada y te indicque si éste es el tratamiento más adecuado par ti, recuerda que dispones de una consulta médica gratuita. Solicítala llamando al 950 880 542 ¡Te atenderemos sin compromiso!

Deja una respuesta