¿Has pasado una mala noche? No tienes muy buena cara… ¿estás casada? Cuántas veces nos habrán hecho este tipo de preguntas…

La principal consecuencia de un mal descanso es la ojera. Pero a veces la genética tiene mucho que ver con la aparición de ojeras, y estas se van acentuando con el paso del tiempo.

Hoy nos toca hablar de la mejor técnica que podemos realizar para mejorar esta zona del rostro.

Gracias al ácido hialurónico ya podemos olvidarnos de una ojera hundida con un color oscurecido o enrojecido.

La principal ventaja que ofrece este tratamiento es que nos proporciona una sensación de cara descansada, relajada y una apariencia favorecedora.

El procedimiento es muy sencillo, se realiza en consulta; y consiste en pequeñas microinfiltraciones de ácido hialurónico a lo largo de la de la ojera.

La aguja que se utiliza es minúscula por lo que el dolor no existe. Se puede sentir un poco de molestia ya que la zona es muy sensible. Yo siempre lo asemejo a cuando nos quitamos un pelito de la ceja.

Otra cosa muy positiva de este tratamiento es que el efecto es bastante duradero y los resultados se siguen apreciando después de algo más de un año, siempre y cuando el producto que se inyecte sea de muy buena calidad.

Este detalle es muy importante, como he comentado la zona es muy sensible y solo utilizando los mejores productos del mercado nos aseguramos que no salga ningún bultito ni se encapsule, ni aparezcan costras. Nosotros siempre trabajamos con Allergan.

Cuando trato la ojera, no solamente trato la zona central de la ojera, sino que también hay que prestar atención a la zona lateral de la órbita, para evitar que el canto externo del ojo caiga.
Para lograr un resultado excelente hay que tener en cuenta que es una zona que hay q tratar con mucha delicadeza y poco a poco, aunque los resultados se aprecian desde el principio es un tratamiento que suele necesitar más revisiones que otras zonas. Es mejor tratarla poco a poco para que no se inflame. Citamos al paciente a los 15-20 días.

Si se realiza la técnica correctamente, es rarísimo que se produzca inflamación o hematoma. A veces puede inflamarse un poco a las 24 horas tipo a cuando hemos llorado y nos levantamos con los ojos un poco inflamados, pero es totalmente llevadero y pasajero.

A pesar de que la medicina estética avance y tengamos una solución para lucir un rostro sin ojeras no tenemos que dejar de lado la importancia que tiene el descanso y la hidratación para tener un aspecto saludable.

Sé que estáis cansados de escucharlo y leerlo, pero dormir entre siete u ocho horas diarias es el complemento perfecto para todos los tratamientos que os podáis realizar.

Deja una respuesta